|   04 agosto , 2014  |   Por: Lyncott Regresar al blog

Cómo tratar las peladuras de piel por el sol.


Las quemaduras solares son lesiones que se producen sobre la piel causada por los rayos ultravioletas del sol, además de arruinar tus vacaciones son muy peligrosas en un periodo de tiempo prolongado, por eso te decimos cómo sanar la piel expuesta al sol.

Baja la Temperatura
Éste remedio es muy sencillo, consiste en refrescar la piel, ya sea con hielos, bolsas de verdura o cualquier otra cosa que este en tu congelador. También puedes poner a enfriar leche y con ella humectar una gasa, la leche se debe aplicar por todo el cuerpo durante media hora y el proceso se repite cada cuatro horas.

Yogurt
Aunque suene raro, no tienes que tomarlo, cuando aplicas yogurt en las quemaduras de sol la zona afectada se hidrata de una manera impresionante, trata de que el yogurt que escojas sea natural así evitarás sentirte pegajosa, después retíralo con una ducha de agua fría y seca con cuidado la quemadura. Con una vez al día será suficiente .

Toma un baño
Tomar un baño refrescante puede ayudar a que la piel se humecte y por tanto se recupere rápidamente, si tomas un baño en la ducha únicamente utiliza agua fría, no te asustes ya que te refrescará. Si bien tu idea es meterte en la bañera puedes agregar dos tazas de vinagre de manzana y así tu piel se olvidará del ardor.

Manzanilla
Haz una mezcla de flores secas de manzanilla y un cuarto de litro de aceite de oliva extra virgen, caliéntalo a fuego por hora y media, después déjalo enfriar y cuela, posteriormente aplica sobre la quemadura tres veces al día sentirás la diferencia.

Áloe Vera o Sábila
Toma una penca de áloe vera o sábila y corta en cualquier parte inmediatamente verás que la pulpa empezará a salir, también puedes machacarla de ésta forma no perderás las propiedades de la piel de esta planta, después aplica sobre la zona afectada 2 ó 3 veces al día, sentirás como tu piel se regenera más rápido, además calma el ardor y cicatriza.

Bicarbonato de sodio
Éste remedio será tu auxiliar durante esos momentos de ardor, en una taza pon un cuarto de taza de bicarbonato y tres cuartos de agua fría, ponlo en una botella con rociador y aplícalo cada vez que arda, si el agua no esta lo suficientemente fría agrega hielos a la mezcla, sentirás un alivio inmediato.

Avena
La avena es muy buena para la piel, en cualquiera de sus estados, ésta nos ayudará a aliviar quemaduras y humecta la piel, coloca dos cucharadas de avena en un litro de agua a temperatura ambiente, aplícala en tu piel con ayuda de una gasa y déjala durante media hora.

Papa o Zanahoria
Te ayudarán a refrescar la piel en todo momento, corta un pedazo de papa o zanahoria y frótala por tu piel para calmar el ardor, si se calienta corta otro pedazo y repite la acción hasta que sientas alivio.

Es importante vigilar las quemaduras solares, ya que pueden complicarse con infecciones las cuales podrían facilitar la formación de cicatrices y hasta melanomas además de ser un factor de riesgo para cáncer de piel, así que tú ya no tienes pretexto para cuidar y humectar tu piel después de una quemadura de sol.